«  Volver al blog

La esencia.

En los últimos días, todas las informaciones con respecto a la pandemia nos dicen “el virus golpea el mundo”, “segunda oleada del COVID-19”, como si estuviésemos en guerra contra alguien o contra algo. Incluso nos vestimos con mascarillas, pantallas, al más puro estilo la guerra de las galaxias.

Hay multitud de artículos de profesionales de todo tipo, contando todo tipo de cosas.
El problema es que están todos en el mismo sitio y el mismo árbol, les impide la visión del bosque.

Hace falta una mirada externa, que tenga perspectiva. El causante del problema, casi nunca puede resolverlo, porque los métodos empleados, son los mismos que nos llevaron al problema.

El gran problema, es que no sabemos que hacer y no sabemos que hacer porque hemos perdido nuestra esencia de seres humanos.

La nutria, nada más nacer, ya sabe nadar, poco a poco aprende a pescar para alimentarse y cada vez lo hace mejor. Más adelante aprende y ayuda a construir su dique, lo que va a ser su hogar y cada vez lo hace mejor, y por que?. Por que no ha perdido su esencia, sigue siendo nutria, aunque sea una maravillosa pescadora, aunque sea una arquitecta formidable, para ella son beneficios colaterales, lo importante es su esencia. ¡ sigue siendo una nutria!. Mantiene limpio su entorno, cuida su medioambiente .

Como seres humanos que somos, necesitamos respirar para seguir viviendo. Hagámoslo de la mejor manera, pero sin perder nuestra esencia de seres humanos. Empecemos de nuevo desde el principio, desde lo más básico, desde lo más profundo.

No imaginas lo que respirar correctamente puede hacer por ti.
!Respira, resuelve!

¿Alguna duda?